UNA BODEGA... EN UN VIÑEDO

Nuestro pasado

La primera elaboración de Carril Cruzado tuvo lugar en el año 2005. Durante estos años queda demostrada la orientación al consumidor de la bodega, adaptando y ampliando los viñedos con las variedades más demandadas por el mercado, fundamentalmente consumidores internacionales. El trato siempre respetuoso a las uvas, mostos y vinos es una constante en las elaboraciones de Casa Carril Cruzado.

La adquisición de la última tecnología y el necesario y buscado acople con las antiguas instalaciones, es otro ejemplo del esfuerzo por aunar tradición e innovación para la obtención de modernos y equilibrados caldos que salen al mercado con una excepcional relación calidad/precio.

NUESTRAS INSTALACIONES

Instalaciones bien dimensionadas para vendimias con criterio en función de cada uno de los ciclos de maduración de nuestras variedades. Cuidadas maceraciones y temperaturas de fermentación siempre controladas. Y una sala de crianza climatizada para madurar nuestros caldos más cubiertos con maderas tanto de roble francés como americano, para conseguir sutiles toques terciarios sin enmascarar nunca la variedad y sus aromas fermentativos.

Modernos sistemas de fertirrigación, junto a un estricto control técnico del viñedo, permiten gestionar el ciclo vegetativo de la vid para conseguir bajos rendimientos y óptimas maduraciones. Nuestro mayor tesoro, las uvas, apenas tardan unos minutos en entrar en los maceradores, gracias a la excepcional ubicación de la bodega, que se alza y orienta perfectamente en mitad del viñedo.

CARRIL CRUZADO - TRADICIÓN Y CALIDAD